Vuelos baratos, 10 consejos para ahorrar

La mayoría de la gente cree que viajar y sobretodo viajar lejos, es un lujo. Se cree que montar en un avión y aparecer en el otro hemisferio del mundo está fuera del alcance de un bolsillo mileurista y que encontrar vuelos baratos es una utopía.

Si te gusta viajar tanto como a mí, estoy seguro que más de alguna vez te habrán pedido que les expliques cómo es posible que puedas realizar esos viajes y encontrar vuelos baratos y asequibles a esos lugares a priori tan distantes de nuestras posibilidades.

Voy a tratar de aprovechar mi experiencia buscando boletos de avión baratos y tratar de conseguir que mediante una serie de conceptos básicos resumidos en varios consejos, puedas ahorrar dinero en tu próximo viaje empezando por tiquetes baratos de avión.

Consejos para encontrar vuelos baratos

1. Ser flexible

Sin duda la flexibilidad en las fechas es el punto más importante a la hora de abaratar un viaje, no solamente para poder encontrar vuelos baratos, si no también en lo referente a los hoteles o gastos en el destino.

Muchas empresas no permiten a sus trabajadores elegir la fecha de sus vacaciones y la mayoría de las veces las asignan directamente por semanas o quincenas normalmente en temporada alta, que suelen ser los meses más caros.

Como ya deberías saber, los conceptos “temporada alta” y “vuelos baratos” no se llevan nada bien, así que si tienes la opción de poder elegir, te recomiendo que vayas probando fechas hasta que encuentres un rango de semanas o meses donde los precios sean más asequibles, que normalmente suele ser en temporada baja.

Poder elegir las fechas de tus vacaciones te permitirá viajar cuando los precios sean más bajos, pero ten muy en cuenta que el clima y las épocas propicias para el turismo no son iguales en todas las partes del mundo. Sobretodo en los viajes largos, dependiendo al lugar donde vueles, es muy probable que cuando en tu país de origen sea temporada alta, en el de destino sea todo lo contrario. Un ejemplo claro dentro de los destinos más comunes es el Caribe, donde no existen las estaciones de verano o invierno tal y como las conocemos en Europa si no que las temporadas alta y baja se diferencian por ser las estaciones seca y de lluvias o huracanes respectivamente.

Mi última recomendación para alguien que dispone de flexibilidad a la hora de viajar sería comprar siempre el vuelo lo primero. Una vez que has barajado mil opciones y has encontrado la mejor opción dentro de los vuelos baratos, ya puedes empezar a mirar todo lo demás.

2. Buscar, comparar y ser constante

A veces encontrar las mejores ofertas de vuelos se resume simplemente a esto: invertir tu tiempo en buscar y comparar precios sobre las múltiples opciones que ofrecen los buscadores de vuelos. Cada día los precios fluctúan y lo más normal es que tras dedicarle unos días o semanas termines tropezándote con el precio que soñabas.

Utiliza un buscador de vuelos que se ajuste a tus necesidades de búsqueda y compara con todos los buscadores que puedas. Como hemos dicho antes, cuanto más tiempo le dediques a la búsqueda y mayores combinaciones pruebes, mejores resultados obtendrás.

Bajo mi opinión, el mejor buscador del momento es SkyScanner.es, por la cantidad de posibilidades que ofrece, ya que la flexibilidad que permite en las búsquedas tanto en fechas como en destinos es asombrosa. Con SkyScanner puedes buscar vuelos para una fecha concreta o puedes pedirle que te muestre los precios de cada día para un mes concreto; puedes buscar vuelos sin un destino fijo dejando la casilla en blanco y la propia web se encarga de mostrarte una oferta de destinos ordenados por países y precio; incluso puedes buscar por países en lugar de por ciudades o aeropuertos concretos tanto para el destino como para el origen y la web se encarga de mostrarte las diferentes opciones y precios que ofrece ese país.

Como ves, utilizar un buen buscador que sea así de flexible ayudará sin duda a encontrar vuelos económicos, aunque no te olvides de comparar los precios con otros buscadores donde también puedes encontrar vuelos baratos como por ejemplo Edreams, Destinia, Rumbo, Kayak, LastMinute, etc.

3. Combina múltiples destinos

Puede parecer una tontería o aparentemente más caro, pero te llevarás muchas sorpresas al ver que combinando destinos encuentras ofertas y precios bastante más apetecibles.

Para el que no lo sepa, los múltiples destinos son combinaciones de trayectos independientes entre sí que se compran dentro del mismo billete en las que no tiene por qué coincidir ninguno de los aeropuertos de origen o destino y que cada vez más agencias y aerolíneas ofrecen. Normalmente todos los vuelos suelen ser con la misma compañía y suelen utilizarse para combinar varios destinos dentro de un mismo viaje. Por poner un ejemplo, estoy seguro que no sería difícil encontrar un buen precio con Avianca para la siguiente ruta: Barcelona – Bogotá – Panamá – Madrid. Como se puede observar, serían tres trayectos totalmente independientes, pero que la misma Avianca te venderá en un sólo billete. Lo que yo suelo hacer es cotejar cada trayecto por separado como vuelo sólo de ida, apuntar cuales son los días más baratos para cada trayecto y después tratar de buscar una combinación para esos días. Depende de tu flexibilidad y tus necesidades, tal vez te salga más rentable o incluso económico organizar tu viaje de esta manera.

Hay veces que para encontrar vuelos baratos no hay que fijarse exclusivamente en las fechas y horarios, si no que simplemente utilizando una combinación de destinos o comprando la ida y la vuelta por separado puede resultar bastante más económico.

4. No tengas miedo a las escalas

Es algo evidente que a todos nos resulta más cómodo volar directamente de origen a destino, y que preferimos un vuelo directo antes que desviar nuestra ruta para hacer alguna escala intermedia y cambiar de avión, así que es normal que al buscar nuestro billete intentemos evitar las escalas.

El error más común viene cuando a la hora de buscar los billetes, no nos fijamos en ellas o directamente eliminamos los resultados de búsqueda con escalas. En la mayoría de ocasiones los vuelos directos son bastante más caros que los vuelos con escalas, así que recomiendo tenerlas muy en cuenta a la hora de buscar vuelos baratos.

Hacer una escala la mayoría de las veces no supone ningún problema ya que no pasas por aduanas, simplemente apareces en el aeropuerto por una puerta de embarque y debes dirigirte hacia otra para sguir el viaje. No estoy diciendo que tengáis que pasar 10 horas aburridos en un aeropuerto o que tengáis que hacer cuatro escalas para un trayecto, pero sí que no las descartéis de antemano ya que muchas veces son incluso rápidas y hasta vienen bien para estirar las piernas.

Tal vez os merezca la pena hacer una pequeña parada cambiando de avión para encontrar vuelos baratos y ahorraros un dinero que podéis gastar en otros aspectos del viaje.

5. Compra en el momento idóneo

Las estadísticas y la mayoría de los estudios sobre el precio de los vuelos y su fluctuación dicen, que el mejor momento para comprar un billete de avión es exactamente 7-8 semanas antes del vuelo. En este momento es cuando los precios suelen estar más bajos y cuando deberías aprovechar para comprar tu billete.

Por contra, si necesitamos comprar un vuelo de forma precipitada es muy probable que el precio sea bastante más caro, ya que las últimas dos semanas y en general los últimos días, el precio de los billetes se dispara. Puede darse la casualidad de que comprando el vuelo en el mismo día encuentres una ganga, pero sería simplemente eso, una casualidad.

6. No te fíes de cualquier web o agencia

Infórmate bien y busca opiniones acerca de las agencias o páginas web en las que compras tu vuelo. A veces el precio más barato que encuentras en los buscadores pertenece a una web o agencia con poca reputación o incluso con poca profesionalidad. Lo mejor, si puedes, es comprar directamente el billete de avión en la web de la propia aerolínea con la que vayas a viajar.

Internet está lleno de opiniones y debemos aprovecharnos de ellas para garantizarnos una experiencia de viaje mejor. Asegurarnos de si la agencia que nos vende el billete es de fiar, si nos garantiza una buena solución cuando haya problemas o si en el momento en que reciben nuestro dinero se olvidan de nosotros es muy importante. A veces ahorrarnos unos eurillos comprando en una agencia barata puede acarrearnos problemas después si el vuelo cambia de horario, de fecha o se cancela.

Algunos foros dedicados a los viajes como LosViajeros.com, están llenos de opiniones sobre prácticamente todas las aerolíneas, agencias, páginas web o buscadores de vuelos, además de por supuesto, toda la información sobre el destino que necesitas para tu viaje.

7. Suscríbete a las alertas

Infórmate sobre cuáles son las aerolíneas que realizan el trayecto que buscas y suscríbete a su newsletter para recibir ofertas y actualizaciones sobre los precios de los vuelos que necesitas. Muchas de las aerolíneas sacan promociones de vez en cuando como estrategia comercial y normalmente no suelen durar mucho tiempo.

Algunos de los buscadores también te ofrecen la opción de hacer un seguimiento al vuelo que buscas y te puedes suscribir a sus alertas.

Las tarifas error son otra de las oportunidades que podrás tener buscando vuelos baratos, pero no suelen durar mucho y tendrás que estar muy pendiente de las alertas y novedades en los foros. Hoy mismo mientras escribía el artículo me llegó un aviso de vuelos desde Barcelona a Canadá por menos de 300€, aunque duró menos de una hora.

8. Aprovecha los programas de puntos de las aerolíneas

Todas las aerolíneas importantes disponen de un servicio de afiliación o acumulación de puntos o millas. Cada vez que vueles con ellos se añadirán en tu cuenta y podrás aprovecharlas como descuento en próximos vuelos, llegando incluso a poder volar gratis.

No importa que no seas un viajero frecuente, la mayoría de las aerolíneas ofrecen este servicio gratuitamente y siempre es recomendable utilizarlo ya que nunca sabes cuándo tendrás que volver a viajar con ellos.

9. Cuidado con tasas y suplementos

Algunos buscadores te muestran un precio inicial muy llamativo pero después a la hora de pagar el precio ha aumentado. Esto es porque te estaban mostrando el precio sin IVA o sin las tasas. Ni que decir tiene que si compras los billetes por internet con tarjeta de crédito es posible que te sumen alguna comisión más.

En la mayoría de vuelos low cost, sobretodo en distancias cortas, en el precio del billete no se incluye ningún tipo de facturación, únicamente te permiten llevar el equipaje de mano y si quieres facturar otra maleta tienes que pagarlo a parte.

Otro punto a tener en cuenta con los vuelos baratos es el check-in. Normalmente intentan ahorrar dinero con esto y te obligan a realizarlo online y a llevar los billetes ya impresos. Si no lo realizas así e intentas realizar el check-in en el mismo aeropuerto, lo más seguro es que te cobren y que no sea nada barato.

10. Utiliza descuentos y cupones

Desde hace un tiempo existen webs como Cupon.es o Cuponation.es dedicadas exclusivamente a compartir y regalar cupones de descuento proporcionados por las propias empresas para promocionar y conseguir ventas.

Algunos buscadores como Edreams o aerolíneas como Vueling te ofrecen ofertas de descuento y cupones para rebajar el precio final de tus vuelos baratos.

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos + dos =